Una de las criticas mas frecuentes de los aficionados es que los nuevos valores ya no luchan a ras de lona y que solo se dedican a brincar y hacer lances espectaculares.
El CMLL organizo este año un torneo llamado “Forjando un Ídolo”, donde les dio la oportunidad a 16 luchadores preliminaristas para demostrar las bases que tienen para poder aspirar a un mejor sitio en la cartelera.
Lo mejor de este torneo fue que nos mostró un grupo de jóvenes luchadores que están muy bien preparados, que son capaces de luchar de manera clásica y combinarla equilibradamente con la lucha aérea.
En el Torneo también se pudo observar la reacción del publico hacia estos luchadores, ya que finalmente son quienes hacen a los ídolos y aunque gano el Ángel de Oro, luchadores como Delta y Guerrero Maya jr lograron mas aceptación del publico por el lado de los técnicos, entre los rudos fueron Pólvora y Rey Escorpión.
Ahora solo falta ver de que manera los programadores les sostienen la proyección a estos luchadores y algunos otros que el próximo año estarán más fogueados para aspirar también a la anhelada oportunidad.
Esta es la final de dicho torneo, disfruten la lucha y me agradaría conocer su opinión sobre el desarrollo de la lucha.