1
Tarde de emociones pletóricas como de costumbre en el Toreo En la batalla estelar Los villanos I y III completaban la tercia con el más pequeño de la dinastía que tenía muy poco de haber debutado en la lucha: Villano IV quien a pesar de su novatez demostró muchas agallas al enfrentar de tú a tú al poderoso Canek quien esa tarde estaba aliado a Tamba y Fishman. Agradable duelo, para el candente público del Toreo quienes siempre tuvieron en los Villanos a su tercia técnica favorita.

2
Lo más destacado de aquel cartel fue la coronación del Negro Navarro como campeón mundial semicompleto jr de la UWA, el primer campeonato mundial de Navarro quien era el único de los Misioneros de la Muerte que le faltaba un título mundial, solo que su coronación tuvo la anomalía de que en la tercer caída el Texano, sècond de Navarro, creyó que este se había rendido, por lo que subió al ring, situación que Shadito Cruz (réferi de la batalla) intentò detener al saber que la rendición aùn no había llegado, por lo que aprovechando el momento, Navarro conecta tremendo derechazo al rostro de Aníbal quien cayò fulminado ante el descontento del público de la gigantesca plaza de toros.
Hoy en día Navarro es elogiado por sus muestras de técnica rememorando la lucha que se practicaba cuando era joven pero también, desde entonces, sabía ser un gran rudo, porque hay que recordar amigos que para ser un buen técnico se tiene que ser un gran rudo.